Plataforma de Sostenibilidad Integral Agroalimentaria - Redsostal
Fotos guisantes
Foto Cajas
Foto Masa
Rotación cabecera
Foto Quesos
Jamón
Vino
Barriles

Está viendo:

'Ser 'sostenible' no es solo una tendencia de consumo, cada vez hay un mayor foco en la responsabilidad de las empresas'

 18/02/2020
Carlos Yllera

Entrevistamos a Carlos Yllera, director general de Bodegas Grupo Yllera. Esta empresa familiar fue fundada en 1970 y se encuentra situada de forma estratégica en las más exclusivas zonas de producción vitivinícola de España, siendo la localidad vallisoletana de Rueda donde se encuentran sus bodegas más emblemáticas. La historia comenzó con la elaboración de vino blanco verdejo con la familia Yllera pionera en la zona (con el lanzamiento del mítico Cantosan) y como miembros fundadores del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Rueda, la primera denominación creada en Castilla y León.

Redsostal (R.): ¿Cree que la industria alimentaria va por buen camino en cuanto a los avances en sostenibilidad?

Carlos Yllera (C.Y.): En la industria alimentaria tenemos un gran reto por delante, ya que somos los primeros interesados en cuidar el planeta: nuestra materia prima directa depende de él. Creo que por fin, muchas empresas del sector ven la sostenibilidad como un valor añadido, tanto para ellos, como para los consumidores. El ser “sostenible” no es solo una tendencia de consumo, no solo se busca precio y calidad, sino que cada vez hay un mayor foco en la responsabilidad de las empresas, con el medio ambiente, pero también con el entorno social y con el tejido empresarial que sustenta la actividad. La industria está adaptándose progresivamente a este cambio que lleva años gestándose.  

R.: ¿Qué iniciativas lleva a cabo Grupo Yllera para cumplir con los estándares de sostenibilidad?

C.Y.: Llevamos más de 10 años comprometidos con la mejora continua, tal y como lo acreditan nuestras certificaciones en calidad (ISO 9001), gestión medioambiental (ISO 14001) y seguridad alimentaria (IFS-International Featured Standards y BRC-British Retail Consortium) y con nuestros agentes de interés. Es algo que forma parte de nuestra estrategia y valores.

Iniciativas, muchas, unas de mayor envergadura que otras, pero por citar algunas: utilizamos el 100% de nuestra energía eléctrica de origen renovable garantizado, reduciendo su consumo también con iluminación LED y equipos eficientes; somos gestores de nuestros propios residuos orgánicos, pudiendo aportar los mismos a nuestros campos, donde cerramos “el círculo” de la economía circular.

Utilizamos grandes envases de productos más concentrados para reducir la cantidad de envases contaminados que generamos y llevamos años utilizando botellas de vidrio de peso reducido para disminuir el impacto que éste genera.

Generamos in-situ el nitrógeno que utilizamos en nuestras instalaciones, de forma que eliminamos la contaminación producida por el transporte y utilización de botellas.

En el viñedo, utilizamos sensores y estaciones meteorológicas para optimizar el uso racional del agua, utilizamos técnicas de manejo ecológicas y realizamos apoyo a nuestros viticultores para asesorarlos sobre un mejor uso de fitosanitarios.

Además, estamos comprometidos con nuestros colaboradores, y por eso, hemos integrado dentro de nuestro sistema el Manual de Compliance donde se establece el compromiso de Grupo Yllera con la protección de los trabajadores y la sociedad.

R.: ¿Cómo aprovecha Grupo Yllera la herramienta eSIAB y el Decálogo de Sostenibilidad en estas acciones?

C.Y.: eSIAB es una estupenda herramienta de autoevaluación, te ayuda a medir tu progreso en cada una de las dimensiones de sostenibilidad integral (social, ambiental y económica) y esto es clave, porque lo que no se mide, no se mejora. Realizamos nuestra primera autoevaluación con la herramienta en 2016 y, desde entonces, nos ha ayudado a ver que la sostenibilidad de las empresas no sólo se trata de reducir emisiones (que también), sino que hay que ir más allá. Las empresas tenemos que conseguir generar valor en nuestro entorno, en la sociedad, para perdurar. 

R.: ¿Qué beneficios consideran que tiene en su empresa apostar por la sostenibilidad?

C.Y.: Ahorro económico al optimizar recursos; reducción del impacto medioambiental, que supone una mejora del entorno de donde obtenemos la materia prima para nuestros vinos; oportunidad de diferenciación de cara al consumidor; y, sobre todo, en el caso de una empresa familiar como la nuestra, la satisfacción de saber que estás haciendo las cosas bien, con unos valores de ética, respeto y rentabilidad sostenible.

<< volver